26 May, 2011

Saudade

La gente vive equivocada con respecto a las cosas que extraña. El error más común es sentir nostalgia por cosas que podríamos volver a vivir, o por cosas que algún día podrían volver a existir. Nos la pasamos extrañando la Fanta limón o estar flacos como a los 22 años; la primera puede volver, a lo segundo podemos volver nosotros.
El otro error es extrañar cosas estúpidas por el solo hecho de pertenecer a un pasado mejor: nunca falta el que extraña la máquina de escribir. Hacete ver, boludo. Primero, si tanto la extrañás, comprate una y usala. Segundo, sos un pelotudo a cuerda, ¿a quién se le ocurre extrañar una cosa ruidosa con rodillos y que no tiene Ctrl+Z?

Lo que realmente vale la pena extrañar es todo eso que sí sabemos fehacientemente que jamás volverá. Un mundo sin Majul y sin Mike Amigorena mandibuleando giladas en los Martín Fierro, cosas así.

En mi caso, extraño la ansiedad constante de ver la primera temporada de Lost; extraño la emoción de laburar en publicidad; el esperar que publiquen el próximo libro de La torre oscura de Esteban Rey; extraño esa época dorada en la que todos creíamos que Nicolás Repetto nunca volvería a la tele y que Duhalde no volvería a la política. Ah, ¿vos decís que era ingenuo?

Aunque creo que lo que más extraño es tener tiempo para postear a la mañana y todos los días, sin tener que hacerlo cuando puedo y salteando días. Y sé que eso es algo que podría hacer si me lo propusiera, pero no sé quedarme sin laburo a cambio de eso es una buena opción. Life is shit.

"Cómo extraño Sábado Bus, carajo".

29 comments:

gastmun said...

Extraño mi ingenuidad, esa no vuelve nunca más, como mucho me puedo hacer el boludo, extraño cuando vi por primera vez taxi driver e hice la escena frente al espejo(quien no la hizo?), extraño cuando todo era más barato(eso si que no vuelve en serio),mmm...no se me ocurre nada más ahora, haganse extrañar asi los agrego

baqueana said...

Extraño a Pepe Biondi. Extraño el alfajor Suchard. Extraño poder tocarme los pies sin doblar las rodillas.
No extraño el pumper nic. No extraño al Carlo. Y nunca en mi vida voy a extrañar a The Sacados

Violeta said...

Extraño la intriga, la adrenalina, la lágrima vergonzosa y hasta me pregunto qué carajo será de la vida de Vincent...

DIOS, DAME UNA REVANCHA PARA ESTE LOST QUE SE APAGÓ COMO EL PILOTOOOO!!!!

Ale said...

EL QUE NO VIO EL FINAL DE LOST, NO LEA MÁS.

Violeta, Vincent queda acostadito al lado de Jack al final, ¿no se acuerda?

Marcos said...

Creo que todos los que vimos Lost lo extrañamos y sentimos el mismo vacio cuando termino... era como pensar "loco, termino Lost, ahora que carajo hago?"

Anonymous said...

Extraño mucho esperar por la Torre y extraño esa ansiedad que tenía al no saber que vendría en las siguientes páginas. uffffffff

MARIA2 said...

Ale, con respecto a tu tiempo, tenes el sindrome del hombre casado, que se creyó que iba a poder separar las cosas pero no tiene tiempo ni de pasarse el jabòn por todos lados cuando se baña.
Eso lo digo por ponerle un tono cómico al asunto, si les digo todo lo que se extraña con los años, se pondrían a llorar todos y no da.
Menos mal que de LOST vi el ùtlimo capítulo,(ya les contè en su momento que fué el único capítulo que ví) asi que puedo seguir leyendo.No quedè censurada por Ale.

Viejex said...

Extraño como era cuando me acordaba de las cosas que extraño. Yo no vi las últimas temporadas de Lost, pero tampoco me acuerdo de las primeras. Ni siquiera sé quien es Vincent, para cuando la vea ni me acordaré de estos comentarios, así que realmente no importa si leí el comentario que no debí leer...Pensándolo bien, está bueno esto de no acordarse de que es lo que uno extraña

A propósito, ¿qué hago acá? ¿quienes son ustedes?

Ro said...

extraño tener tiempo de venir temprano todos los días al blog. extraño rascarme a cuatro manos en el secundario, y extraño poder jugar a las barbies. aunque haber crecido tiene sus ventajas, extraño un poquito..

florinónimous said...

uh cuánta reflexión promueve este tema! nadie va a decir que extraña sus épocas de libertinaje?? ah no, bueno, yo tampoco, solo extraño algunas palabras, como "sorongo".

peppers said...

Yo extrañaba tanto, pero tanto tanto, escuchar la música en vinílo que me termine armando de bandeja, equipo y por supuesto discos.

Lo que no volverá nunca más:

-El Vascolet y Meteoro en la casa de mi abuela.
-Los Sabados en los exploradores
-Las peliculas de la Coca Sarli los viernes a la noche en función privada.
-La señal gratuita de Venus por cable.
-Los peinados "Robert Smith" con crema de enjuague.

Y la corto acá porque me voy a poner a llorar mierda carajo de tanta nostalgia...

Li said...

extraño aromas de la infancia...los de la juventud apestan

Cazador said...

No extraño nada, la melancolia apesta. No vivo del pasado, porque es justamente eso "Pasado", ya fue. Ademas siento que mediocriza, sino miren a los boludos "creativos" que hacen publicidades con cosas viejas.

parademorderme said...

- extraño la TEEN (la gaseosa del barquito con la vela amarilla)
- el suchard hasta que cachafaz lo saco de nuevo (tvia no lo probe igual. tengo miedo).
- no afeitarme
- la ingenuidad, el no pensar..
- el calor. puta madre quiero estar en patas en el pasto!!!
- martillo hammer!!!, como va a durar 2 temporadas nomas?
- al diego en la cancha, el canni pidiendosela. el cholo con cara de asesino que atiende por IOMA y viene atrasado con los cobros.
- el tofi con dulce de leche en serio.
- un bueeen polvo.
que lo pario, la lista es interminable y lo del polvo me puso mal. me voy a tomar unos mates!

maría pía said...

definitivamente extraño lost y trabajar, por supuesto.

Anonymous said...

Era TEEM, y era mucho más rica que la 7UP y la Sprite...
En Uruguay todavía existe, pero el sabor nada que ver (o mis papilas gustativas ya no son lo que eran antes).
Hace muuucho Ale escribió un post sobre el cambio de los gustos a través del tiempo (en sabores, ropa, cine, etc.) que estuvo muy bueno. Otra muy buena demostración de su capacidad de observación...

Anonymous said...

La puta, Don Ale, me hizo acordar a Vincent en el ultimo momento de LOST...que manera de moquear!! MI mujer lo vio y yo no pude en ese momento, ella algo me adelanto...para que!! cuando vi esa ultima escena no podia parar de llorar.

michelangelo said...

extraño, el alfajor suchard, mi cabellera tupida, mi vista....y no sigo me voy a llorar.....

Anonymous said...

a alguien le importaba el perro de Lost? Que lo pario, nunca se me hubiera ocurrido.

michelangelo said...

Que lindo ombligo mari pi

michelangelo said...

Que lindo ombligo mari pi

Mariano said...

Ah! Vincent era el perro? A mi también me hubiera interesado más que varios protagonistas.

Muy buen post Ale. Yo extraño algunas cosas de la infancia, esas "vacaciones de verano que parecian durar por siempre" (como dijo el mismisimo Esteban Rey en un cuento), los ravioles que amasaba la nona.
De la juventud todavía no extraño nada, porque el cuerpo todavía me responde, en 10 o 15 años vuelvo y les cuento como lo llevo.
Que lindo es volver a leerlos!

Taio said...

Yo extraño la época en la que tenía un pedo astronómico en lugar de cerebro, nada me preocupaba, el futuro y la adultez quedaban re lejos... Lo parió, ya pasaron 15 años de esa época y no sé en qué.

Ta lueeego...

Taio said...

Yo extraño la época en la que tenía un pedo astronómico en lugar de cerebro, nada me preocupaba, el futuro y la adultez quedaban re lejos... Lo parió, ya pasaron 15 años de esa época y no sé en qué.

Ta lueeego...

Karina said...

Mike Amigorena: me gusta...y mucho más cuando hace todo mal en los Martín Fierro.

Extraño los mensajes de texto de Richard.
Extraño salir con mi amiga Mariela y reírnos todo el tiempo.
reírme en la oficina con otra amiga: Zulmi.
que me hagan asadito.
tocarle las pestañas.
bailar.
dormir siestas interminables.
ver tele toooda la tarde en la cama.
la voz de Gonza, cuando era chiquito.
mi pantalón de corderoy negro.

Extraño tener tiempo.

y no extrañaría jamás:
los discursos de mi jefe.
las mentiras de Danielita.
la cara de fea y mala de Lili.
a Verónica Lozano.

Vale said...

extraño la comida de la abuela.
extraño tener más tiempo para hacer lo que me gusta.
no mucho más.
ah!
extraño los comentarios de balconito.

*Ge* said...

Extraño las vacaciones de todo el verano de la escuela, irme todo el mes a la playa, casi tanto como el genialísimo programa de TV: Juana y sus hermanas.

Nunca extrañaré Lost pues me pareció una real garompa, como las versiones argentinas de casados con hijos y la niñera. Puaj!

Valentina said...

Uh si yo le cuento todo lo que extraño, aumentamos entre todos el caudal del Atlantico, mire vea.
Pero hay algo que extraño mucho aun sabiendo que nunca podria tenerlo de regreso : cuando mi hijo era chiquito. Eso de que crezcan, es una cagada.

Le recomiendo que a su pibe lo disfrute al maximo porque en un abrir y cerrar de ojos va y le presenta la novia, el muy desconsiderado.

eMe said...

Yo no logro explicarme cómo tenía fuerza para usar una máquina de escribir, te lo juro.

Comparto extrañar el estreno de Lost y los abdominales de Swayer, claro, no vamos a andar mintiendo ahora, no???