20 December, 2010

Elevator action

La gente cree que los ascensores se pueden usar a gusto y piaccere de cada uno, que es una tierra de nadie y que no tiene reglas de convivencia. Error señores, error.

Para empezar, el modo en que nos comportamos en un ascensor nos define como personas, pero nadie lo sabe o a nadie le importa. En el edificio en el que laburo uno puede ver desde el ascensor un lobby de unos 30 metros de largo, por lo cual uno sabe bien que alguien se está acercando. Y ahí está el primer indicio de que uno es un buen tipo, un pelotudo a energía solar o un sorete astronómico: esperar o no al que viene. Si está a menos de 10 metros, hay que esperarlo bloqueando la puerta con la mano; si está a mayor distancia, es optativo y se resuelve con una mirada que implica un tácito "te voy a esperar pero corré, tampoco soy tu portero, pelotuda". Ésta es la situación más común: uno que viene de lejos y uno dentro del ascensor, dudando, hasta que el arribado amaga apurarse o nos libera con un cabezazo que indica que no tiene apuro.
El que te tiene a 4 metros y te cierra la puerta en la cara merece ser orinado en la cara por todos los perros de Nicole Neumann.

Y una vez adentro, siguen las leyes implícitas: no hay obligación de sacar tema de conversación, pero nadie puede resistirlo. Sobre todo si estuvimos esperando a uno que medio trotó 11 metros y llegó bufando; parece que es obligación decirle "qué calorón, eh, no está para andar corriendo" o una imbecilidad semejante. Después hay que sostener la pseudo conversación durante 14 pisos, dejame de joder.

Y cuando nos bajamos, "hasta luego". Nos encontramos en los pasillos, "hasta luego". Hasta 30 metros alrededor del edificio es zona de "hasta luego" obligatorio. Si te veo a la vuelta, fumala, ni te miro.
Esas leyes implican que yo tenga que saludar a un vecino ilustre de mi laburo: Laje, el sorete amigo de Feinmann. "Buen día" me dice. Buen día de la concha de tu hermana, nazi de mierda, morite. Pero en lugar de eso me limito a no contestarle a consciencia y a seguir escuchando mi música.

Después nos bajamos del ascensor y seguimos con nuestras vidas como si nada, creyendo erróneamente que no fuimos parte de ninguna historia y que era lo mismo subirse a uno o a otro. Error señores, error.

El ascensor pelotudo-friendly del edificio en donde vive Jelinek.

26 comments:

Johnty said...

"non pulse as dúas teclas o mesmo tempo"

Eso está en gallego?

Anonymous said...

yo leo "no pulse las dos teclas al mismo tiempo" y lo primero que hago es pulsarlas... obvio!

manu said...

traduzcanoslo yonti. si no la gente no entiende el chiste.
en la pampa gringa esas cosas edilicias no pasan. aca esta todo en planta baja y todos se saludasn con un chiflido y un ligero movimiento de cabeza. y todos la fuman en pipa.

Johnty said...

Es que en serio debe ser gallego.

Si es portugués lo escribió minguito.

peppers said...

Tal vez sea catalán...?

Gabb said...

Yo apunto a dos cosas en particular, la primera, si le cerras la puerta del ascensor en la cara a un tipo que esta a 4 metros y ponele que el flaco tiene que subir 14 pisos cuando te ve minimamente en lugar de saludarte te manda al lugar que menos te guste.Lo digo asi para tener respeto vió.
Y la segunda,con respecto al asensor de la jelinek, aunque venga con instrucciones primero deberiamos chequear que sepa leerlas.Hay que darle un diccionario que sea castellano-jelinek jelinek-castellano para que no tenga problemas en caso de que las sepa leer pero no pueda interpretalas.

maría pía said...

yo en la unica ocasion que subo a un ascensor (vivo en ph) es cuando voy a la psicologa y llego hasta el 12. jamas entablo conversacion. no hace falta, cuando salgo, bajo por la escalera, no puedo estar parada esperando 20 min a tomarme alguno, bajo y se hace rapido, ademas aprobecho para moverme un poco.

Pau... Muna. said...

Maripí, podrías aproVechar para cazar un diccionario también!

Pau... Muna. said...

Me hinchan mucho esas cosas protocolares, si me decís hasta luego en los pasillos de la oficina y no me mirás en el kiosco de la vuelta, fuiste, sos un gil y merecés que te cierre la puerta del ascensor en la jeta!

maría pía said...

bueno aprovecho!!!!!!
las bv me tienen podrida, la palabra que porfin logre escribir bien de una puta vez fue TODAVIA CON V CORTA. las demas para otro capitulo.

Cazador said...

Trato de no usar ascensores, llegue a subir 28 pisos para no usar un ascensor en Plaza San Martin porque por la velocidad me mareaba.

Shimmy said...

Y cuando subis y hay olor a pedo? Qué se hace en esos casos?

Ale said...

Siempre hay que subir y poner cara de olor a pedo, aunque no lo hubiera. Así nos podemos desgraciar sin problemas y adjudicarle la autoría a un improbable ocupante anterior.

En otro orden de cosas, hoy tengo menos convocatoria que Cobos, pareciera.

En un tercer orden de cosas, me olvidé de comentar una GRAN habilidad ascensoril que tengo: soy un as en aprietamiento reverso reflectivo de botón. Es decir, tengo la habilidad de mirar por el espejo del ascensor y dirigir correctamente el dedo hacia el 4, mi piso sin necesidad de darme vuelta. Parece una boludez pero no lo es, eh, créanmén.

ANOnymous said...

Tendrías que haber instigado a confesar polvos de ascensor, o cualquier cosa relacionada con el sexo (y si querés también con un ascensor) y listo, pasás de Cobos a Perón del 45 en segundos.
Estoy seguro que alguien tendrá alguna anécdota polvística/peterística ascensoril para contar. Y de paso que comente si le dijo "hasta luego" después del hecho.

eMe said...

La gente que entabla conversación en un ascensor merece eso que decís y más. IN SO POR TA BLES!!!

Anonymous said...

definitivamente tengo que tener una cuenta para poder comentar como corresponde,,,

Ale tu habilidad es envidiable, como desearía tenerla, siempre subo última (yo soy de las pelotudas que corren y las esperan) y entro justito y como vengo de frente y quedo de espaldas a la botonera,, en fin es un superpoder que me gustaría tener,,,

el olor a pedo creo que vive ahi,,, fermenta y nunca se va,,, yo me lo imagino tipo "olorín" el ren y stimpy,, en fin muchos pisos y mucho para fantasear,,,

respecto al sexo,, intenté pero trabamos el ascensor y a los 5 minutos empezó a sonar una chicharra botona que nos cortó toda la onda y encima una vieja pelotuda nos miró con cara de orto cuando bajamos jajajajaja

Cazador said...

http://www.youtube.com/watch?v=h3Yrhv33Zb8

Ro said...

interesante. en abril le comento el protocolo de la facu de medicina.
HOY, veinte de diciembre, compré y armé el arbolito. recién hoy. igual el otro árbol lo fuí a buscar ayer de mi abuela y resultó estar roto sin saberlo, así qu elo mío no fue falta de arbusto festivo, fue PACHORRA.
después le pongo una fotito en el face y lo etiqueto.

OLECRAM said...

nose, pero los capitalinos de capital tienen una cosa askerosa con los saludos.. parece q al saludar se rebajan mal o tienen miedo a kedar como pueblerinos, en caballito con mi viejo tenemos un taller chapista-mecanico y a los del barrio q tenemos de vista le hacemos favores como revisar cosas básicas del auto sin cobrarles un peso, los tipos felices de la vida casi al punto de felatiarnos ahí nomas.. pero no te lo cruces en el supermercado o por la calle q ni te miran(pero ya te vieron antes) y si te saludan, con suerte lo hacen mirando para abajo y levantando la mano! hdp!me da bronca q se creen!! ejeje ya esta ya me descargue.. señor SMAEP me tome la libertad de poner un enlace de mi blog al suyo, espero q no le moleste.. si es así lo saco sin ningún rencor saludos
http://descalificaciongratuita.wordpress.com/

Cazador said...

Y muchos son asi. Parezco pueblerino, saludo a todos.

Sanguche said...

Anonymus del sexo fallido en el ascensor: Hay un botoncito que es para que deje de sonar la chicharra. Una vez que uno descubre eso, pasa a otra instancia de la vida. Yo tambien lo intente en un ascensor, pero terminamos llendo a las escaleras, no se porque.

Ayer rendi la ultima del turno de diciembre, si no fuera porque me la paso de 8 a 18 en esta oficina de mierda, sería un hombre libre.

eMe said...

Felicitaciones, Sr. Sánguche, por haber rendido la última
Ahora continuará su vida de esclavo SOLO en la oficina, pero sepa que lo bancamos.

Anonymous said...

El otro dia subi al ascensor del trabajo con una pareja que se la paso a los besos apasionados y toqueteandose todo lo que duro el viaje, esos faltaron a la clase en donde sugieren que eso se haga si no hay otra persona en el mismo ascensor pequeñito. ¡O invitan o no comen delante de los pobres!

Sanguche said...

Yo me pregunto, como le estara yendo a maria en sus vacaciones?...

Sanguche said...

Anony, eso ERA una invitacion que ud no supo aproVechar

Sil said...

En una época me encantaba Laje...