04 August, 2010

Mundo Bondi

Es raro el mundo del colectivo, desde muchos puntos de vista. No es necesario que esté lleno de gente para estar rodeado de cosas extrañas que el mundo insiste en tomarlas como si fueran algo perfectamente normal o común.
Para empezar, los colectiveros manejan un extraño concepto de los que son "compañeros de laburo": en cualquier lado uno comparte un café, una charla de pasillo, cosas así; para los colectiveros se reduce a una charla a los gritos de 12 segundos del tipo "¿viste que Fernández se pasó a la 127? Quijo de puta este Fernández... bueno, nos vemos". ¿Cómo organizan un partido de papí fútbol estos muchachos? Si ni se conocen entre ellos.

Lo más extraño de todo es ese balde con un cachito así de agua sucia que siempre tienen al lado. ¿¡Para qué lo tienen?! ¿Para tirarle en los ojos a los que viajan colados? Me dan miedo estos tipos.

Y algo que me carcome desde hace generaciones: el martillito de seguridad que está empotrado en la pared. Para empezar, para romper el plástico que lo contiene se necesita otro martillo, porque parece ser indestructible. Y ponele que lo sacás, ¿después tenés que romper una ventanilla con ese cosito chiquito? Y todo eso durante una emergencia, claro. Más vale agarrá el dado gigante que tienen en la palanca de cambios o un enano que haya por ahí y tiralo de cabeza contra el vidrio, es mucho más rápido y eficaz.

Y encima después se llena de tipos con olor a chivo, que se tiran pedos, que apoyan, que leen Clarín e incluso hinchas de Racing. Así no se puede, viejo.

Más útil que la mierda.

23 comments:

Mary Reed said...

Tenés toda la razón. Aquí en Montevideo, y salvando las diferencias, es igual.

Ahora, te digo, los taxistas son OTRO caso.

Sinó, mirá mi último post (autobombo aquí)

http://equivocandohombres.blogspot.com/2010/08/dos-hombres-equivocados-en-dos-dias.html

Anonymous said...

lo peor de todo es cuando se les rompe la maquina expendedoras de boletos y no te frenan acusando "fuera de servicio", el problema es de ellos, flaco, si no podés cobrar jodete pero llevame igual, no me dejes tirado.
Y me vino a la mente un colectivero de la 182 que tiene ositos de peluche por todos lados, luz tenue con decorados en rojo y siempre va escuchando canciones de amor (arjona, luis miguel, chayane, etc.) que pastelito por favor!

Los amigos del duende said...

Estan los que tunean su bondi!... es de sin codigo... no lo usas vos solo el bondi... lo manejan minimo 3 personas por dia... por ende no le pongas mil imagenes de tu club, dos de jesus, lucecitas violetas, azules y rojas, un perro que mueve la cabeza, una de esas cosas de pelotitas en la butaca para la espalda!...

y no frenes tan cerca de las cosas... que me pone nervioso!

Lovely Rita said...

Hoy, aprovechando mi día libre y el post de hoy, quiero hacer una queja...más bien una DENUNCIA: El chofer del int. 236 de la línea 127 es un HIJO DE REMIL PUTAS!!! para 20 metros delante del poste y cuando le hago seña para que se detenga sigue de largo. Por lo tanto me tengo que quedar esperando al próximo bondi mientras me cago de frío otros 15 minutos.

Gabba Gabba said...

Y lo peor es cuando hay mucho transito y se acercan a la vereda unos 20 metros antes de la parada, y vos te quedas pensando: "estara esperando que vaya alla? O pensara parar de vuelta cuando llegue a la parada? Que hago? Si piensa parar de vuelta aca y yo voy para alla, me va a cagar a puteadas diciendome que esa no es la parada, y si no voy, seguro que era ahi donde el pensaba parar y despues me va a dejar aca, esperando el proximo". Los colectiveros tienen mucho poder en sus manos. Para mi, lo hacen a proposito, para arruinarte el dia un poco.

Anonymous said...

sisisisi! lo peor de todo es q viajan hinchas de Yasinclú...
Vale la pena también recordar los autoadhesivos q pegan en la máquina de los boletos: "LO MEJOR QUE HIZO LA VIEJA ES EL PIBE QUE MANEJA".....obvio q el pibe está próximo a jubilarse ya. Y no olvidemos a los Hijos de un vagón de putas q viajan colados por conocer al "fercho"....q impunidad!

Mariluna said...

Hablando de la 127 (línea que suelo tomar), un día me tocó un chofer que, a medida que se acercaba a las paradas, iba diciendo la calle que cruzaba y la que seguía ("Carlos Calvo - San Juan" y así). O por ejemplo "Belgrano, para los más viejitos Santo Domingo" y cuando llegó al final del recorrido dijo "Gracias por confiar y volar con nosotros, con la 127. Felices Pascuas para todos"... si si, era Pascuas... un personaje el hombre! Como terminó el viaje? Todo el mundo aplaudiendo al colectivero y, la verdad se lo merecía.

chomba piqué said...

Yo he escuchado cosas del estilo: "Nos encontramos en la cancha el domingo a las 5. Pasala" en esos instantes de semáforo compartido.

Eugenia said...

A mi si hay algo que me frikea de lo lindo son los bondis CON CORTINAS OSCURAS. Se puede cometer el más cruel de los crímenes ahí adentro y NADIE SE VA A ENTERAR.
Antes de subir a uno de esos voy a pata, ni lo pienso.

Cazador said...

Le golpeas la puerta a mts de la parada para que te abra y te hace el gestito de "No, atras tenes la parada"...ABRIME PUTO!

Gabi said...

jajaja el transporte publico, todo un mundo aparte!! Lo que siempre me pareció cómico son las pequeñas comunidades que se crean de la nada en las colas del colectivo, en donde se habla de las vueltas de la vida y de cuanto tarda el colectivo... las charlas entre extraños son de lo mejor!! Muy buenooo!!

maría pía said...

yo no creo don ALE QUE ESE MARTILLITO NO SIRVA para un carajo, debe tener su fundamento ser asi de chiquito... bah, creo yo.

Rocio said...

No Sirve para nada ese Martillo....estuve presente en un feo accidente..y en el momento de usar el martillo...no solo el pibe que lo quiso sacar se lastimo todos los dedos sino que tambien cuando le pegaba al vidrio no pasaba nada...CONCLUSION: le pegó una patada y se rompio el vidrio y la pierna del pibe tambien jajaja...... es lo que hay...
Igual me quedo con la de agarrar un enano jajaja

Staff de Bla Bla Bla said...

El martillo es un accesorio de decoración, cuándo viste a alguien que diga "nos salvamos gracias al martillo"?

Pd: La barra de azúfre sí te puede salvar la vida.

florinónimous said...

el último bondi a finisterre no tiene martillo!
me mató lo de, agarrá un enano de por ahí.

Ro said...

lamento informarte que los martilitos son eficaces colorado.
un día de la primavera, unso esbrios abordaron el 161 en olivos, arrancaron el plástico y rompieron todo espejito retrovisor o ventanilla al cual llegaran desde la puerta abierta del bondi.
pintoresco.

Despe said...

Los colectiveros seguramente son una raza aparte. Siempre me acuerdo de la novela pedorra esa de Los Rodríguez cuando subo a un cole que (además de los infaltables dados) tienen esas cortinitas tipo borla rodeando el vidrio... ¿Dónde comprarán esas cosas?

Cazador said...

Esos martillos, que misterio. Y mas misterioso es subir a un bondi con luz negra.

Anonymous said...

La que me paso a mi creo que es insuperable, dia domingo a la noche volviendo de trabajar (laburaba fines de semana) en el 140 camino a villa urquiza
Cuando estabamos por cruzar el cruce (valga la redundancia) de forest-alvarez thomas-elcano, ahi donde hay cinco esquinas, dos pibas de entre 18 y 22 años tocan el timbre, pero a pocos metros de la parada, en la plaza y el chofer que venia cebado no les frena. Las pibas empiezan a tocar el timbre ya pegadas al boton y el tipo se pone en ortiva y no les frena hasta pasando elcano ahi donde esta la concesionaria y una parrilla
En suma, las pibas se fueron para adelante y lo empezaron a putear mal, como si fuera poco una le da un cachetazo de esos que suenan mientras lo puteaba, el chofer se levanta para embocarla, las dos pibas se mandan para atras, una empieza a patear la puerta trasera, la hace estallar para afuera, mientras tanto yo y dos personas mas tratamos de frenar al chofer para que no le pegue a la otra chica pero esta saca de su cartera un spray de esos que te hacen picar los ojos y se lo clava en medio de la cara al chofer. Como si fuera poco empieza a esparcir ese gas por todo el colectivo, quedamos todos llorando con los ojos picando y las dos pibas rajan por la puerta de atras
Final, yo y otra persona mas ayudando al chofer a lavarse los ojos en la parrillita de la esquina donde amablemente nos dejaron pasar a la cocina, que dicho sea de paso lloraba del dolor por lo que pica ese gas
Si por casualidad leen esto las dos pibas que estaban ese dia me encantaria conocerlas o al chofer saber que paso lo rajaron por no frenar en la esquina despues de las 22, bueno, era eso
Fue en el 2007
Saludos
emesa55@hotmail.com

Ani said...

es mejor andar con un martillo de verdad encima, por las dudas.

maría pía said...

ANI: y tambien con el spray en aerosol como bien nos comento en amigo anonimo.

Diego said...

Seamos sinceros, el baldecito de agua, JAMAS se vuelca, en ese caso son unos maestros.

eMe said...

No sé, Ale, pero yo no me voy a morir sin usar ese martillito por lo menos UNA PUTA VEZ!!!