10 March, 2009

Misión imposible

No importa si hay 35, 800 ó 22000 lugares para hacerlo. No importa si es martes al mediodía, sábado a la tarde o vísperas de Navidad. No importan las estrategias. Es absolutamente IMPOSIBLE encontrar lugar para estacionar en un shopping o supermercado.

Lo más común es ir viendo todo el tiempo cómo el adelante encuentra un lugar, uno pasa a ser el de adelante… hasta que dobla a la izquierda y otra vez tiene a otro, que también encuentra.
Otra cosa que nunca falla es el engañador: el pibe va caminando al auto, “ésta es la mía”, ponés baliza… el pibe abre el auto, agarra una campera, cierra el auto y se va. Vos, caliente, sacás la baliza y seguís recorriendo mientras el punto anterior se repite.
Otro engañador es que está en el auto, prendido, pero no se va. Uno le hace con la manito “¿te vas?” y el tipo, que sabe de tu sufrimiento, te dice sonriendo que no. Un sádico.

Dejemos de lado el hecho de que soy honesto y respetuoso, y por ende no estaciono en espacios para discapacitados o embarazadas, pero me la paso viendo a hijos de puta que sí lo hacen y encuentran lugar al toque. Qué suerte, ¿no?

Algo terrible es el empate técnico, a saber: calle doble mano, vos venís por un lado y otro por la contraria, equidistante. Justo en la mitad se va un auto y ambos metemos baliza. ¿Para quién es? Porque ambos tenemos derecho, ambos vamos por la vuelta número 12 y ambos somos educados y frenamos a ver qué hacía el otro. En esos casos el que define es mi humor y, cualquiera sea el caso, se cierra con una puteada: “dale, metete vos, la concha de tu madre” o “ja, querías meterte vos, la concha de tu madre”. Infaltable la puteada en todo orden de la vida.

Y lo peor, moralmente, es la salida. Si llegás al shopping a las 9 de la noche no encontrás lugar, pero si te vas a las 9, el estacionamiento medio vacío. Pero claro, ya no te sirve porque te estás yendo.

Y todo para ir a cambiar eas remerita que un amigo optimista te regaló en talle M y, claro, vos sos XL.

7 comments:

Carlite said...

Lo mejor que me pasó en mis meses de muletas, fue que justamente evitar esos problemas mundanos de estacionamiento. Iba directo al lugar de discapacitados y listo.
Y encima, me recorría el super con el carrito eléctrico que hacía años que quería usar y no me animaba!!!

Mariano said...

Hagamos algo de una vez y quememos un Carrefour.

Staff de Bla Bla Bla said...

Y tu amigo al regalarte la remera te dijo "si no te queda vas a tener que cambiarla vos porque yo ni en pedo me como el garrón de ir en auto al shopping"

Y la profecía se cumplió...

HANK said...

Lo ideal sería quedar embarazado.
O quedar paralítico.
O que un negro superpotente te rompa tanto el culo que ello alcance a tu espalda, te deje lisiado y que en su superpotencia, te llene la zapan de güesos.

Sanguche said...

Por eso es que no hay que usar ropa con talle, hay que ir y pedir xl y listo, a no ser en los pantalones, que entre 44 y 48 andan siempre

peppers said...

OFFTopic:

Gracias Roman!!!!!!!!

eMe said...

Y bueno Ale... al final todo es culpa de su amigo. Póngaló a arreglar los problemas de tránsito.
Saludos!!!